La vida pendiente de un Cable

La vida pendiente de un Cable

Inspiracion

No nos damos cuenta pero cada vez somos mas dependientes de la tecnología y con los móviles tenemos la vida pendiente de un cable.

Y esto a que viene. Hoy he sentido verdadero estrés. Había quedado con un amigo y le estaba diciendo por Whatsapp donde podíamos quedar y de repente el móvil se quedó sin batería.  Normalmente suelo llevar una batería externa para esto casos, pero hoy ha sido un día de conferencias y mucho uso y se me había agotado. En la sala donde estaba no había ningún enchufe así que tenía complicado el tema de cargar el móvil . Para mis inri el cable del cargador me estaba fallando. ¿Que más podía pasar?

Fueron momentos de tensión mas que nada porque antes de que se acabara la batería ya le había mandado el mensaje a mi amigo de donde quedar y que me estaba quedando sin energía así que al final pude decirle eso antes de que el móvil se me apagara por completo.

Esos momentos tensión por si a mi amigo le había quedado claro donde habíamos quedado me tenían bufff. Los minutos hasta que llegó me parecieron horas. Además había bebido cerveza en la comida y necesitaba ir a un baño con urgencia. Así que cuando llegó empezamos a andar para tomar un rico café y tener las charlas tan amenas como la que os conté en ¿Se puede ligar en un curso de cerámica?.

Cuando llegamos a la cafetería estuve buscando un sitio cerca de un enchufe como si fuera un vampiro que necesita su chute de sangre para sobrevivir. Dejé el móvil cargando y luego ya fui al baño. A la vuelta ya era otra persona. Estaba mas relajado y no solo por la visita al urinario, sino también porque parecía que el móvil cargaba. Necesitaba contestar con urgencia unos correos que me habían llegado. Ahí es donde me di cuenta (me he dado cuenta mas veces, pero hoy ha sido la gota que ha colmado el vaso) que tenemos la vida pendiente de un cable, en este caso del cargador del teléfono. Porque de que le vale que le pongan mil movidas mil coloritos, pantalla de la muerte si luego la batería no dura nada.

Espero que en un futuro no muy lejano hagan baterías mejores que duren mas, sobre todo para personas como yo que el móvil ya se ha convertido en una extensión de mi cuerpo y por tanto estoy todo el dia dale que te pego con él y mi vida vive pendiente de un cable o muchas veces de un enchufe.

Y es que ahora me es difícil recordar la vida sin móvil (mas que nada porque tengo teléfono desde los 19 años). Antes me acuerdo que para quedar llamabas al teléfono fijo de casa.Ahora cada vez menos gente tiene fijo en casa. Y recuerdo también cuando el fijo dejaba de funcionar porque había alguna avería, era como si se acabara el mundo, un mundo en el que la vida vive pendiente de un cable.